▷ Oración A Santa Bárbara Para El Amor 【Sangre y Corazón】

En Santa bárbara podrás encontrar protección, amor y pureza. Ella fue una mujer muy hermosa que tuvo un padre cruel por esta razón creció encerrada en una torre. Sin embargo, encontró la paz y el verdadero amor en la santísima trinidad.

Oración de Santa Bárbara

Santa Bárbara, tu coraje es mucho más fuerte que las fuerzas de los huracanes y el poder del rayo.

imagen de santa barbara amor

Quédate siempre a nuestro lado para que nosotros, como tú, podamos enfrentar todas las tormentas, guerras, pruebas y tribulaciones con la misma fortaleza con la que te enfrentaste a los tuyos.

Oh, Bella Doncella, una vez encarcelada en una alta torre, protégenos del rayo y el fuego que arde en el cielo y la discordia de la guerra.

Haz que estemos alerta y protégenos de los peligros que nos rodean. Santa María Madre de Jesús intercesora para todos nosotros; rezamos para asegurarnos de recibir los Sacramentos de la Penitencia y la Sagrada Eucaristía en la hora de nuestra muerte. Por Jesucristo Nuestro Señor, Amén.

Oración de protección a Santa Barbara

santa barbara caliz

Santa Bárbara, eres más fuerte que la torre de una fortaleza y la furia de los huracanes.

No dejes que me caiga un rayo, o que los truenos que me atemoricen o que el estruendo de los cánones agite mi coraje o valentía.

Quédate siempre a mi lado para que pueda enfrentar todas las tormentas y batallas de mi vida con la cabeza en alto y un semblante sereno.

Ganar todas las luchas, puedo, consciente de cumplir con mi deber, estar agradecido a ti, mi protectora, y dar gracias a Dios, el Creador del cielo, la tierra y la naturaleza, que tiene el poder de dominar la furia de la tormenta y mitigar la crueldad de la guerra.

Santa Bárbara, ruega por nosotros.

Amén.

Novena a Santa Bárbara

imagen santa barbara

Oh Santa Bárbara,

Te ofrezco esta oración

En nombre del Padre,

Del Hijo y del Espíritu Santo.

Con una espada con tu

Ilustre nombre,

Santa Bárbara,

Hago una señal de la

Cruz sobre mi corazón.

Rezo

Por espíritu tu espíritu, que

Tu protección y tu justicia

Sean mi guía,

Y de todo corazón te ruego que me

Concedas esta petición.

( Menciona tu pedido ).

Espero obtener esta ayuda a través de

Tu gracia.

Amén.

Repite esta novena nueve veces seguidas.

Durante nueve días.

Oración a Santa Bárbara para el amor

oracion santa barbara para el amor

Guerrera del cielo, bendita Santa Bárbara, escucha mi súplica de amor para que y puedan unirse en cuerpo y alma.

Protegiéndolos para que nadie se ponga en camino hacia la felicidad y la unión.

Unge mis cabellos y sacia mi sed con tu infinito amor hacia mis buenos deseos.

Poderosa guardiana de la justicia y de lo imposible, lucha en nombre de estos dos amantes eternos, que así sea, amén.

Oración a Santa Bárbara entra en el corazón y con tu sangre

rostro de santa barbara

Oh Bendita Mártir Santa Bárbara, hermosa de corazón y hermosa en la fe de la santísima trinidad, te pido que entres en mi corazón y con tu sangre purifiques mi vida.

Hasta ahora no encuentro ni la felicidad ni la paz ni la prosperidad, por eso acudo a ti que en tu aislamiento has logrado comprender algo que yo aún no entiendo, ayúdame por favor Santa Bárbara, dame el coraje para vivir con amor y cumplir la enseñanzas de nuestro Señor Jesucristo.

Bendita seas Santa Bárbara ejemplo de fortaleza y amor, te pido que habites en mi corazón y purifiques mi mente liberándola de pensamientos negativos y perezosos para que desde ahora mi vida sea dominada por el poder de mi FE que radica en mi sangre cristiana.

La vida de Santa Bárbara

No puedes rezar a un santo sin antes conocer su historia, es muy importante que sepas al pie de la letra la vida y obra de cada santo al que imploras un favor.

Santa Bárbara vivió y sufrió durante el reinado del emperador Maximiano (305-311). Su padre, el pagano Dioscorus, era un hombre rico e ilustre en la ciudad siria de Heliópolis. Después de la muerte de su esposa, se dedicó a su única hija.

Al ver la extraordinaria belleza de Bárbara, Dioscorus decidió esconderla de los ojos de extraños. Por lo tanto, él construyó una torre para Barbara, donde solo sus maestros paganos podían verla.

Desde la torre había una vista de colinas que se extendía en la distancia. Durante el día, ella podía contemplar las colinas boscosas, los ríos que fluían rápidamente y los prados cubiertos con una manta moteada de flores; de noche, la bóveda armoniosa y majestuosa de los cielos centelleaba y proporcionaba un espectáculo de belleza inexpresable. Pronto la virgen comenzó a hacerse preguntas sobre la Primera Causa y Creador de un mundo tan armonioso y espléndido.

Gradualmente, se convenció de que los ídolos sin alma eran simplemente obra de manos humanas. Aunque su padre y sus maestros les ofrecieron culto, ella se dio cuenta de que los ídolos no podrían haber hecho el mundo circundante.

torre santa barbara

El deseo de conocer al verdadero Dios consumió tanto su alma que Bárbara decidió dedicar toda su vida a este objetivo y pasar su vida en la virginidad.

La fama de su belleza se extendió por toda la ciudad, y muchos buscaron su mano en matrimonio.

Pero a pesar de las súplicas de su padre, ella los rechazó a todos. Barbara advirtió a su padre que su persistencia podría terminar trágicamente y separarse para siempre.

Dioscorus decidió que el temperamento de su hija se había visto afectado por su vida de reclusión. Por lo tanto, le permitió abandonar la torre y le dio plena libertad en su elección de amigos y conocidos. Así, Bárbara se encontró con jóvenes doncellas cristianas en la ciudad, y le enseñaron sobre el Creador del mundo, sobre la Trinidad y sobre el Logos Divino. A través de la Providencia de Dios, un sacerdote llegó a Heliópolis desde Alejandría disfrazado de comerciante. Después de instruirla en los misterios de la fe cristiana, bautizó a Bárbara y luego regresó a su país.

Durante este tiempo, se estaba construyendo una lujosa casa de baños en la casa de Dioscorus. Por sus órdenes, los trabajadores se prepararon para poner dos ventanas en el lado sur.

Pero Barbara, aprovechando la ausencia de su padre, les pidió que hicieran una tercera ventana, formando así una Trinidad de luz. En una de las paredes de la casa de baños, Barbara trazó una cruz con su dedo. La cruz estaba profundamente grabada en el mármol, como por un instrumento de hierro. Más tarde, sus huellas quedaron impresas en los escalones de piedra de la casa de baños. El agua de la casa de baños tenía un gran poder curativo. San Simeón Metafrastes comparó la casa de baños con la corriente de Jordan y el estanque de Siloé, porque por el poder de Dios, muchos milagros tuvieron lugar allí.

Cuando Dioscorus regresó y expresó su insatisfacción por el cambio en sus planes de construcción, su hija le contó cómo había llegado a conocer al Dios Triuno, sobre el poder salvador del Hijo de Dios y sobre la inutilidad de adorar ídolos. Dioscorus entró en cólera, agarró una espada y estaba a punto de golpearla con ella. La santa virgen huyó de su padre, y corrió tras ella en su persecución. Su camino fue bloqueado por una colina, que se abrió y ocultó al santo en una grieta. En el otro lado de la grieta había una entrada que conducía hacia arriba. Santa Bárbara se las arregló para ocultarse en una cueva en la ladera opuesta de la colina.

Después de una larga e infructuosa búsqueda de su hija, Dioscorus vio a dos pastores en la colina. Uno de ellos le mostró la cueva donde el santo se había escondido. Dioscorus golpeó terriblemente a su hija, y luego la puso bajo vigilancia e intentó abatirla con hambre. Finalmente la entregó al prefecto de la ciudad, llamado Martianus.

Golpearon ferozmente a Santa Bárbara: la golpearon con cuero sin curtir y le frotaron las heridas con un pañuelo para aumentar su dolor. Por la noche, Santa Bárbara oraba fervientemente a su Novio Celestial, y el Salvador mismo apareció y sanó sus heridas. Luego sometieron a la santa a nuevos torturas aún más terribles.

En la multitud donde fue torturada la mártir estaba la virtuosa mujer cristiana Juliana, una habitante de Heliópolis. Su corazón se llenó de simpatía por el martirio voluntario de la hermosa e ilustre doncella. Juliana también quería sufrir por Cristo. Ella comenzó a denunciar a los torturadores en voz alta, y la agarraron.

Ambos mártires fueron torturados durante mucho tiempo. Sus cuerpos fueron rastrillados y heridos con anzuelos, y luego fueron conducidos desnudos por la ciudad en medio de la burla y las burlas. A través de las oraciones de Santa Bárbara, el Señor envió a un ángel que cubrió la desnudez de los santos mártires con una espléndida túnica. Entonces los confesores firmes de Cristo, Ss. Barbara y Juliana, fueron decapitadas. Dioscorus mismo ejecutó a Santa Bárbara. La ira de Dios no fue lenta para castigar a los torturadores, Martianus y Dioscorus. Fueron asesinados luego de ser alcanzados por un rayo.

En el siglo VI, las reliquias de Santa Bárbara fueron trasladadas a Constantinopla. Seiscientos años después, fueron transferidos a Kiev (11 de julio) por Barbara, la hija del emperador bizantino Alexius Comnenos, que se casó con el príncipe ruso Michael Izyaslavich. Descansan incluso ahora en la catedral de San Vladimiro de Kiev, donde se sirve un Akathist al santo todos los martes.

Muchos piadosos cristianos ortodoxos tienen la costumbre de cantar el troparion de Santa Bárbara cada día, recordando la promesa del Salvador de que aquellos que la recordaron y sus sufrimientos serían preservados de una muerte repentina e inesperada, y no abandonarían esta vida sin beneficio de los Santos Misterios de Cristo. Santa Bárbara se conmemora el 4 de diciembre.

Santa Bárbara también es invocada contra la muerte súbita y se dice que lleva la sagrada comunión a los fieles en el momento de la muerte. Debido a su trabajo en la casa de baños, y su afiliación a la torre en la que vivía, ella es también la patrona de los arquitectos.

En el arte, se la muestra con su torre, sosteniendo las palmas del martirio y la espada que la decapitó. Hay una iglesia en El Cairo, Egipto, que alberga sus restos y lleva su nombre. Santa Bárbara fue una santa muy popular en Francia durante la Edad Media. Además de ser muy honrada en Grecia y Egipto, ha disfrutado de un gran resurgimiento en popularidad en el Caribe y en América del Sur.

Invocar a Santa Bárbara bendita

Si quieres pedir o rezar para que el amor llegue a tu vida, una muy buena opción es la santa Bárbara, a ella podrás pedirle tus más difíciles casos, ella te ayudara tan solo debes tenerle fe, para que la conozcas un poco más y te asegures que te responderá te dejo un poco de su historia.

Santa Bárbara quien era una princesa del oriente, considerada mártir, fue una mujer bendecida con la belleza natural, su padre creyendo que este sería un problema ya que ella le traería muchos pretendientes hizo que se la encierre en una torre para que ella no pueda salir, más a ella no le interesaba ello, no quería servirles a los dioses paganos del lugar, ella solo quería servir a dios, su padre quien humillado por la dedición de su hija, el de querer el amos de dios, mas no de los cristianos ni el de el mismo, la mando a decapitar, al momento de la decapitación de Bárbara, su padre pidió ser el quien le cortara la cabeza, y así se le concedió.

Después de caer la cabeza de Bárbara en el suelo se desato un trueno muy fuerte en el cielo y este se nublo y en ese momento el padre y el decapitado murieron.

ORACIÓN UNO

Poderosa santa Bárbara, tan solo quiero pedirte que el amor de mi vida, regrese, que el vuelva, él está lejos, por nosotros por su familia pero lo necesito cerca, nosotros o necesitamos cerca, no permitas que nada dificulte su regreso, que nada cambie entre nosotros dos, es el amor de mi vida.

Santa Bárbara, yo que deseo ser vida como el, la es para mí, permíteme darle lo mejor que hay en mí, que para su retorno yo pueda ser la mejor mujer que él haya conocido, así él pueda decidirse a nunca más irse, te pido que él me ame tanto como yo a él.

Te lo pido santa Bárbara que sé que para ti no hay imposibles santa bondadosa y defensora de sus decisiones, más te ruego por mi corazón que se siente baldío si él no está a mi lado, te lo pido santa barbarita, amen.

ORACIÓN DOS

Santa Bárbara, tu que has sufrido el encierro, te pido que desencadenes mi corazón y permitas que en el entre el amor, el amor de alguien a quien estimo mucho y el decidió entregármelo, más sin puedo entregarme, me cuesta trabajo abrirle mi corazón, a entregarle mi vida, santa Bárbara ayúdame, ayúdame y sácame de este encierro, de este dolor que lo único que me traerá será más dolor, quiero pertenecerle y estar bien con alguien, ayúdame a ser merecedora de su amor.

Amen.

Apóyate en santa Bárbara, ella te ayudara a conseguir lo que anhelas, mientras más pruebas del amor de cristo busques, con tu fe le recompensaras y él te ayudara.

Por favor, ayúdanos a que esta información llegue a la mayor cantidad posible de personas.

Solamente tienes que compartir este artículo en Facebook, Twitter o WhatsApp.

Muchísimas gracias por tu ayuda.