Santa Eduvigis oración para conseguir vivienda propia y pagar deudas

Oración para conseguir vivienda propia y pagar deudas/1

Santa Eduvigis, amadísima santa misericordiosa,/

Benefactora y patrona de los más necesitados y desprotegidos,/

Bendita madre piadosa y protectora/

Te pido con el corazón en la mano/

Que me brindes tu bondadosa ayuda/

Ayúdame a pagar todas mis deudas/

Intercede por mi para poder vivir sin preocupaciones/

Dame el don de la prosperidad para darle dignidad a mi familia/

Confío en ti Hermosa Santa Eduvigis/

Con una FE inquebrantable que tranquiliza a mi corazón/

Porque tengo la certeza de que con el paso del tiempo/

Tendré el dinero suficiente pagar mis deudas/

Amadísima Santa Eduvigis/

Así mismo, como Jesús nos dijo que todo lo que pidamos se nos dará/

Te pido ayuda para que intercedas por mi ante el Sacrosanto Tribunal Celestial/

Para que todo el mundo terrenal y el reino celestial conspiren para mi y mi familia/

Para que podamos tener una vivienda propia/

Ayúdanos a acercarnos a la dicha de vivir libremente y con alegría/

En una casita que podamos decir que es nuestro hogar/

En el nombre de Dios Padre, Dios Hijo y El Santo Espíritu/

Gracias Santa Eduvigis por escuchar y atender mi súplica/

Amen/

Breve Biografía Santa Eduvigis/1

Una de sus hermanas menores fue Gertrudis de Merania, la primera esposa del rey Andrés II de Hungría, siendo la hija de ellos santa Isabel de Hungría, conocida también como Isabel de Turingia.

Otra de sus hermanas fue abadesa del convento benedictino de Lutzingen en Franconia, lugar en el que Eduviges recibiera su educación.

A la edad de 12 años, contrae matrimonio con Enrique I el Barbudo de Silesia quien en 1233 llega a ser duque de la Gran Polonia.

En 1238, posterior a su fallecimiento, Enrique fue enterrado en el convento de la Orden del Císter de Trzebnica, el cual fundó en el año 1202 a solicitud de Eduviges.

La viuda se mudó a dicho convento que estaba a cargo de una de sus hijas.

El 15 de octubre de 1243 fallece Eduviges, siendo enterrada en ese mismo convento, mientras que sus reliquias permanecen en la Abadía de Andechs.

Eduviges y Enrique tuvieron un hijo, Enrique II el Piadoso, que murió en 1241 a consecuencia de la invasión mongola, perdiendo la Batalla de Liegnitz.

Tanto Eduviges como Enrique tuvieron una vida piadosa y humilde, con un gran afán por la religión, ayudando a los pobres, caminando ella descalza incluso en invierno y donando toda su fortuna a la iglesia y a los pobres.