Cuentos de reflexión: Bonitas historias que te harán pensar y cambiar tu manera de vivir

Bonitos cuentos que te harán pensar y cambiar tu manera de vivir

“Dia de acción de gracias”

María era una mujer de unos 32 años a la cual la vida había golpeado muy fuerte, ese día justo pasaba por una florería muy bonita, en la que las personas entraban por sus ramos de flores para agradecer el día de gracias, y ella pensó en sí misma y dijo (yo estaría feliz en este momento si hace poco no habría perdido a mi bebe, a quien esperaba con tantas ansias) y por si eso fuera poco a su esposo lo transfirieron y su hermana no vendría a visitarla para el día de acción de gracias como habría prometido el año pasado, todo eso daba vueltas en su cabeza, lo único que podía pensar al ver las flores era algún motivo para dar gracias a Dios en ese dia, pero ella no lo encontraba.

En ese momento vio entrara a un hombre y acercarse a la florista a quien le pidió – me da el bouquet especial, por favor, en ese mismo instante la florista saco un ramo de tallos con muchas espinas, eran exactamente tres tallos largos con espinas, y María miro asombrada y se quedó pensando de se trataba, aquella acción, que persona pagaría por un par de tallos con espinas, a quien daría ese regalo, en acción de gracias, se quedó pensando por un buen tiempo, y después se fijó que un hombre se acercó también a la florista y le pidió el bouquet especial, y se trataba de la misma acción, tallos de rosas pero sin rosas, tan solo tenían espinas, entonces ya sin más que esperar, María se acercó al hombre y le pregunto de que se trataba, entonces él le respondió.

– la vida en su camino, nos da rosas y nos da espinas, las rosas representan las cosas buenas, las cosas bellas, más las espinas representan los obstáculos y cada uno de los problemas que se tiene y vive en ella, lo que estos tallos y espinas representan es el agradecimiento a Dios por las espinas que me dio en la vida, porque de ese modo yo me di cuenta del verdadero valor de las cosas, me di cuenta que es lo que importa y cuenta en este mundo para llegar y ser eternamente feliz, es estar agradecido por todo así sean por las espinas…

yo tengo cuatro tallos en este bonito arreglo cuatro tallos llenos de espina, cada uno de ellos tiene un significado, uno es por mi esposa, hace tiempo le fui infiel, este segundo es porque me divorcie perdí a mi esposa, el tercero es que mi hijo mayor falleció, y este último si lo ves bien tiene un capullo que pronto florecerá, este significa la rosa entre tantas espinas, que todo las espinas pueden hacer florecer un nuevo amanecer, yo me volví a unir a mi esposa y después de la perdida de mi hijo, amo a mi familia y estas espinas es para jamás olvidar que por cada una de ellas algo bueno puede pasar…

El hombre salió de la florería, y María se acercó a la florista, quien le dijo –Dios es bueno, el no quita sin saber que más adelante el doble te puede dar, yo vengo preparando el mismo buquet especial toda mi vida, las espinas son parte de nuestra vida, y hay que aprender a ser agradecidos por ello, es pos las espinas que aprendemos a valorar, es por las espinas que nos damos cuenta de muchas cosas, es por las espinas que uno debe mirar al cielo y con fe de que algo bueno va a venir dar gracias…

María, se puso a pensar en que sería aquello, que ella no podría dar gracias por las espinas en su vida, ella amaba al hijo que estaba en su vientre, y al final fue Dios quien se lo quito, ella no veía como podría agradecer por ello, pero las palabras de la florista le dieron a entender, que no todo en la vida perfecto, y que también se debe agradecer por los malos ratos y experiencias que te toco vivir…

Es así como María, le pidió el bouquet especial a la florista, y ella se lo dio gracias, pues dijo que el primero siempre es un regalo de ella…

“La Casa Imperfecta”

Un maestro de construcción ya entrado en años estaba listo para retirarse a disfrutar su pensión de jubilación. Le contó a su jefe acerca de sus planes de dejar el trabajo para llevar una vida más placentera con su esposa y su familia. Iba a extrañar su salario mensual, pero necesitaba retirarse; ya se las arreglarían de alguna manera.

El jefe se dio cuenta de que era inevitable que su buen empleado dejara la compañía y le pidió, como favor personal, que hiciera el último esfuerzo: construir una casa más. El hombre accedió y comenzó su trabajo, pero se veía a las claras que no estaba poniendo el corazón en lo que hacia. Utilizaba materiales de inferior calidad, y su trabajo, lo mismo que el de sus ayudantes, era deficiente. Era una infortunada manera de poner punto final a su carrera.

Cuando el albañil terminó el trabajo, el jefe fue a inspeccionar la casa y le extendió las llaves de la puerta principal. “Esta es tu casa, querido amigo —dijo-. Es un regalo para ti”.

Si el albañil hubiera sabido que estaba construyendo su propia casa, seguramente la hubiera hecho totalmente diferente. ahora tendría que vivir en la casa imperfecta que había construido!

Y a este pequeño cuento una gran reflexión… “A veces construimos nuestras vidas de manera distraída, sin poner en esa actuación lo mejor de nosotros. Muchas veces, ni siquiera hacemos nuestro mejor esfuerzo en el trabajo. Entonces, de repente, vemos la situación que hemos creado y descubrimos que estamos viviendo en la casa que hemos construido. Sí lo hubiéramos sabido antes, la habríamos hecho diferente”

Espero que estos bonitos cuentos te hagan reflexionar y pensar profundamente que la razón en la vida, es encontrar a pesar de los problemas y de cualquier inconveniente, el camino a la felicidad plena, con eso me refiero a que se puede ser feliz eternamente a pesar de los problemas que solo depende de cómo veas las cosas, y que jamás dejes de dar gracias por las rosas y las espinas de la vida…

Etiquetas: reflexiones en forma de historia



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *